ConCuerda 2016: una apuesta por la niñez y la música


Por: Margarita Marí Fontecha/ Bogotá. 


Por primera vez en Colombia, luthiers de Wilder & Davis, una de las casas más famosas de este oficio donaron su tiempo y conocimiento a decenas de niños, niñas y jóvenes en el país. 

El pasado 26 de febrero se llevó a cabo ‘El oficio del lutier: perspectiva de dos mundos’, evento principal de ConCuerda 2016, en el auditorio del Instituto Humboldt de Villa de Leyva, Boyacá. El acto consistió en un concierto interpretado por la Orquesta Sinfónica Juvenil ‘Antonio Ricaurte’ y la Orquesta Infantil ‘Manuelita Sáenz’, conformadas por niños y niñas del municipio, además de un panel que reunió expertos para conversar sobre la importancia de la música para el desarrollo adecuado de la niñez en Colombia. 

Una semana antes del evento tres lutieres canadienses, Tom Wilder, Rebecca Pierce y Charles Arsenault, estuvieron restaurando y reparando cerca de 135 instrumentos musicales, entre violines, chelos y contrabajos, además de enseñar su oficio a jóvenes locales. Uno de ellos es Miguel López, quien recibió en su taller a los canadienses y estuvo de cerca aprendiendo de su trabajo, así como muchachos de la sinfónica de Villa de Leyva y un grupo de jóvenes músicos de Caloto, Cauca. 

En el concierto, varios de los niños y niñas que tocaron piezas de Vivaldi y Arbeau ya tenían sus instrumentos reparados. “Es importante que los violines, por ejemplo, tengan una fabricación adecuada para que la interpretación de los chicos sea más cómoda y se facilite un mejor nivel musical”, comentó Tom Wilder, lutier canadiense. 

Al respecto, Tomás Ojeda, director de la orquesta, manifestó que se hizo notoria la mejora en la calidad del sonido de los instrumentos de los muchachos. “El hecho de tener a estos maestros artesanos de los instrumentos de cuerda trabajando para los niños es todo un privilegio: donaron su trabajo y, por ejemplo, trajeron cuerdas muy costosas de segunda mano que fueron usadas por poco tiempo por las sinfónicas de Montreal, Calgary y Québec, para ponerle a violines y cellos de nuestra orquesta”, dijo el artista. Para Ojeda, lo más gratificante es ver cómo ConCuerda ha sido un estímulo para que los niños y niñas de la sinfónica mejoren su nivel musical. 

El conversatorio fue moderado por el periodista Alberto Castaño de Blu Radio y contó con la participación del lutier Tom Wilder, el director Tomás Ojeda, Alejandro Mantilla, encargado de música del Ministerio de Cultura; José Luis Gómez, director ejecutivo del Fondo Acción; Víctor Hugo Forero, alcalde de Villa de Leyva; y Liliana Gutiérrez, fundadora de ConCuerda. Una de las conclusiones más importantes fue que proyectos como este deberían replicarse al resto del país para impulsar un mejor desarrollo de la niñez en una perspectiva de posconflicto. Además, se aseguró el compromiso público del alcalde por apoyar iniciativas de la Orquesta Sinfónica del municipio. 

Luego del concierto, se dio el anuncio por parte de Liliana Gutiérrez, directora del proyecto, de la donación de tres violines totalmente restaurados para las orquestas dirigidas por Tomás Ojeda, los cuales serán administrados por el Fondo Acción. También se otorgaron dos becas a dos adolescentes por parte del consulado de Finlandia para realizar estudios universitarios de música en Europa. 

ConCuerda 2016 es la primera edición del proyecto, que cuenta con el apoyo de Wilder&Davis Luthiers, el Fondo Acción y el Ministerio de Cultura. ConCuerda busca conectar el oficio de lutieres internacionales con niños y niñas intérpretes de zonas rurales de Colombia, que necesiten una reparación de sus instrumentos musicales y estimular la formación de jóvenes locales.

No hay comentarios:

'; (function() { var dsq = document.createElement('script'); dsq.type = 'text/javascript'; dsq.async = true; dsq.src = '//' + disqus_shortname + '.disqus.com/embed.js'; (document.getElementsByTagName('head')[0] || document.getElementsByTagName('body')[0]).appendChild(dsq); })();
Con la tecnología de Blogger.