El Festival de Biarritz-América Latina es un espacio de libertad: Jean Marie Lemogodeuc


Por: Francisco Puñal Suárez


Festival de Biarritz, que se celebra en el país vasco francés, estará dedicado a Colombia el próximo año.

En el reciente 25º Festival de Biarritz-América Latina, el tema de los conflictos actuales en Colombia estuvo presente en los filmes premiados: “Nueva Venecia”, documental del realizador uruguayo Emiliano Mazza de Luca, que obtuvo el Premio Abrazo, refleja la vida en un pueblo de pescadores sobre las aguas de la Ciénaga Grande de Santa Marta que sufrió el ataque de paramilitares quienes asesinaron a un grupo de sus pobladores; otro premio Abrazo lo ganó el corto de ficción “El Edén” del realizador colombiano Andrés Ramírez Pulido. El público otorgó su reconocimiento a la coproducción venezolana-colombiana “El Amparo” de Rober Calzadilla, y fue bien recibida la cinta “X Quinientos”, tres historias de desarraigo e injusticia social, contadas por el colombiano Juan Andrés Arango.

Doctor en Letras y Ciencias Sociales, y en Estudios Latinoamericanos, profesor universitario, escritor, ex diplomático al servicio de Francia, con más de treinta años de carrera, donde se desempeñó como Consejero Cultural y de Cooperación en Caracas, Buenos Aires, Argel y Rabat, Jean Marie Lemogodeuc es fundador del Festival de Biarritz-América Latina, que acaba de celebrar su 25º edición y, desde hace dos años, presidente del mismo.


“Este es un certamen –expresa Jean Marie- dedicado a todas las manifestaciones estéticas, no solamente al cine. Abarcamos todas las culturas latinoamericanas, de un continente donde el mestizaje juega un papel fundamental. El cine, la música, la literatura, la fotografía, la pintura y hasta la gastronomía tienen su espacio aquí. Desde hace tiempo América Latina es una tierra de invención, de imaginación, y de creación formidables, que va rejuveneciendo las artes en general. Su cine en particular es apreciado y aplaudido en los grandes festivales internacionales, por su mirada y su calidad artística. El cine latinoamericano está hecho cada vez más por jóvenes, gente que tiene menos de 40 años”.


“La manera en que los latinoamericanos –añade- ven este Festival es muy estimulante, no solamente por la oportunidad de mostrar sus obras, sino también por el ámbito familiar en que se produce. Lo que buscamos desde el inicio es que los artistas vengan acá para intercambiar, expresarse, hablar y abrir nuevos espacios de libertad. Propiciar un encuentro entre dos orillas, que el público francés conozca diversas realidades, disfrute de un arte genuino y auténtico, y que los creadores se comuniquen entre ellos, algo que se olvida desgraciadamente en Europa”.


Lemogodeuc remarca la relación histórica del país vasco y Latinoamérica, y la cercanía que existe entre el norte de España y suroeste de Francia. “Biarritz –señala- tiene un destino internacional, aunque se trate inicialmente de un pueblo de pescadores. Mi familia es una de las cuarenta que fundaron este lugar, que hoy en día tiene más de 22 mil habitantes, y existe una relación con el exterior, una tradición, podemos afirmar, que es la raíz de este evento, que se define como un Festival de encuentros con América Latina, y a él concurren muchas personas de Francia y España. Más de 30 mil espectadores asisten a las proyecciones de cine, y hay funciones especiales para los estudiantes franceses de la ciudad y la región. La población es muy receptiva a todas las actividades y acude masivamente. Los conciertos musicales gratuitos que se celebran en la Villa del Festival constituyen un atractivo especial, donde la gente baila y disfruta”.


Le pregunto a Jean Marie por la película que más le ha gustado de esta edición y me responde que la argentina “El Invierno”, ópera prima de Emiliano Torres. “Es un filme –dice – muy logrado artísticamente, con un buen guión, excelentes actuaciones y una sobresaliente fotografía. Si fuera jurado le daría un premio. Yo además viví cuatro años en la Argentina, y ese país está en mi corazón”.

“El invierno” cuenta la historia de un viejo capataz de una estancia alejada de la Patagonia que, después de toda una vida dedicada a su trabajo, es reemplazado muy a pesar suyo por un joven que llega de la provincia de Corrientes. La soledad, la dureza de la vida de campo y el gélido clima son reflejados en este largometraje, que es una coproducción argentina-francesa. (Precisamente Alejandro Sieveking, por su papel de Evans en este filme, ganó el premio a la mejor actuación masculina)

Le señalo que este año, a mi modo de ver, la programación de los largometrajes de ficción no ha estado a la altura de las dos ediciones anteriores, cuestión que el género de cine documental sí ha cumplimentado en esta edición. “Somos dependientes –argumenta- de la producción anual del cine latinoamericano. Los programadores, en los que yo confío plenamente por su desarrollo profesional, y que para su trabajo asisten a varios festivales, ven cientos de películas para seleccionar solamente diez, y ya ellos me habían advertido unos meses antes que este año no iba a ser como en anteriores ediciones. Se exhiben filmes que también plantean otras problemáticas, ya no es solamente los senderos de la pobreza y la existencia de guerrillas. No pretendemos dar un panorama total, exhaustivo del cine latinoamericano. Es una selección de diez. A lo mejor se ha seleccionado mal también, pero cualquier selección es subjetiva. El Festival no tiene una línea determinada y no se limita a un canal o una visión fija. Creo que ha habido filmes para todos los gustos. Y el año próximo seguiremos trabajando para exhibir lo más significativo”.

A los cineastas de América Latina, Jean Marie les envía el siguiente mensaje: “Que sigan con la disponibilidad creativa que tienen, con esa apertura sobre el mundo formidable, que no se dejen encerrar en los códigos y cánones que propone la industria cinematográfica norteamericana, e incluso la francesa, que no somos santos, que no entren en el sistema, y que conserven la libertad de espíritu y creación. La próxima edición del Festival estará dedicada a Colombia, país de grandes creadores, y al que deseamos que muy pronto logre la paz ansiada.” –finaliza.

Foto: Agence Photomobile

No hay comentarios:

'; (function() { var dsq = document.createElement('script'); dsq.type = 'text/javascript'; dsq.async = true; dsq.src = '//' + disqus_shortname + '.disqus.com/embed.js'; (document.getElementsByTagName('head')[0] || document.getElementsByTagName('body')[0]).appendChild(dsq); })();
Con la tecnología de Blogger.