Francia, país invitado de honor a la Feria Internacional del Libro de Bogotá



Tres librerías (literatura infantil, juvenil y general) tendrá el pabellón francés. Será un rincón del país galo en Bogotá y uno de los principales proyectos del Año Colombia Francia 2017.

La Ley Lang, instaurada en Francia en 1981, fue un salvavidas para las librerías y editoriales independientes de ese país. También fue pionera en el mundo en medidas sobre el precio único del libro.

Francia, como país invitado de honor, engalanará este año la Feria Internacional del Libro de Bogotá, FILBo 2017, que celebra sus 30 años de trayectoria. El país galo presentará una selección de voces e imágenes contemporáneas que mostrarán la cultura de la Francia de hoy, la cual está compuesta por novelistas, autores de literatura infantil y juvenil, editores de casas prestigiosas y de gran desarrollo y artistas del cómic.

Algunos de los narradores destacados del país galo que confirmaron su participación en la feria serán Pierre Lemaître, premio Goncourt 2013 con su novela Nos vemos allá arriba, y Patrick Deville, uno de los novelistas más reconocidos de ese país. Para contar historias gráficas, estarán Jérôme Ruillier, autor de tiras cómicas sobre inmigración, y el ilustrador Serge Bloch, quien realizará un performance en un muro interior del pabellón francés. En el campo editorial, una de las figuras más notorias es Véronique Haïtse, editora desde hace 15 años de L´École des loisirs, casa especializada en literatura infantil.

El pabellón francés contará con tres librerías. La primera de ellas se encontrará al inicio del recorrido y estará dedicada a la literatura infantil con una zona multifuncional en la cual los pequeños podrán disfrutar de diferentes talleres y lectura.

La segunda, estará enfocada en la literatura juvenil y comic. Esta librería contará con una exposición alrededor del arte de la ilustración. Así mismo, ofrecerá al público un performance artístico e interactivo.

La tercera, ubicada al final del recorrido del pabellón, estará dedicada a la literatura general, la cual expondrá distintos títulos y contenidos, entre los que se destacan ciencias humanas y sociales, así como arte, gastronomía, turismo, entre otros. Estas librerías estarán a cargo de la Asociación Colombiana de Libreros, ACLI, y tendrán a disposición y venta de los asistentes alrededor de 20.000 libros.

Sumado a esto, el pabellón tendrá un auditorio con una variada programación para chicos y grandes, y capacidad para 120 personas, así como un café de estilo parisino, que será el preámbulo de la oferta gastronómica del lugar. El desplazamiento por el pabellón buscará generar una experiencia de urbanidad ingrávida haciendo eco a la geometría de las calles parisinas, para que todos los visitantes disfruten lo mejor de la cultura francesa.


Otros escritores e ilustradores invitados


En materia de ilustración, estarán presentes Benjamín Lacombe, uno de los ilustradores franceses más importantes de hoy, reconocido mundialmente; Claude K. Dubois, ilustradora para niños; Patrice Killoffer, artista e ilustrador multifacético; Marc Antoine Mathieu, dibujante y guionista de tiras cómicas; Perrine Boyer, ilustradora que realizará una residencia artística con talleres en el proyecto Leer para Crecer con Fundalectura; Christian Voltz, ilustrador para niños, entre otros.

En cuanto a literatura para jóvenes, estarán Marie Aude Murail, autora que trata temas tabú como la homosexualidad y quien busca ir en contra de la homofobia, así como Cécile Roumiguière y Anaïs Vaugelade, cuya obra aborda temas difíciles como la guerra y las tensiones intrafamiliares, no siempre abordados en este tipo de literatura.

De otro lado, asistirán editores tan importantes como Jean Guy Boin, presidente del Bureau International de l´Édition Française, BIEF; Paul Garapon, presidente del grupo PUF (edición universitaria); Alain Serres, presidente de la casa de edición Rue de Monde; Isabelle Laffont, presidente del grupo Lattès y Jacques Glénat, presidente del grupo editorial Glénat. Cada uno de ellos conversará sobre el panorama de la edición en Francia en los últimos 10 años, en cada una de estas categorías de la literatura contemporánea.

Desde hace muchos años las relaciones entre Colombia y Francia han sido bastante cercanas en temas como educación y cultura, este año al ser el país invitado de honor, el objetivo es fortalecer aún más los lazos de amistad entre ambos países.


El libro, eje de las políticas públicas de Francia


En agosto de 1981, el entonces ministro de cultura de Francia, Jack Lang, creó una ley decisiva para los libreros y editores independientes de ese país. La Ley Lang estableció que las librerías tienen prohibido vender volúmenes con descuentos superiores al 5% del precio del editor. Con esta regulación, los pequeños comercios lograron mantenerse en pie ante la avalancha de las grandes cadenas de distribución.

Según el Instituto Francés en España, la medida estimuló la compra de libros en el país galo. En 2015, por ejemplo, el comercio creció en 2% en comparación al año anterior. La entidad considera, además, que es una cifra con relevancia simbólica si se tiene en cuenta la crisis. Francia, uno de los países del mundo que más lee, apostó por el precio fijo del libro. Según Jorge Herralde, fundador y director de la prestigiosa editorial catalana Anagrama, la Ley Lang es la madre del resto de leyes sobre el precio único que se instauraron en países como España, Alemania y Portugal.


La cuota gala en el Congreso Nacional de Lectura


La edición XIII del Congreso Nacional de Lectura, organizado por Fundalectura, será celebrado del 26 al 28 de abril. El evento tiene lugar cada dos años y esta vez se enfocará en las relaciones que existen entre lectura y experiencias de reconciliación y convivencia. Profesores, bibliotecarios y gestores culturales se darán cita para discutir sobre los aportes de las bibliotecas, los colegios y las familias al hábito de la lectura, en pleno camino hacia a la paz.

La cuota francesa en el evento estará a cargo del politólogo Jérémy Lachal, director de Bibliotecas Sin Fronteras, una ONG que busca fortalecer el acceso a la información por medio de bibliotecas físicas y virtuales. También participará Raphaëlle Bats, encargada de las relaciones internacionales en la Escuela Superior de Ciencias de la Información y Bibliotecas, de Lyon. Sus investigaciones han girado en torno a la movilización colectiva que surge en las bibliotecas.

No hay comentarios:

Con la tecnología de Blogger.