El Rincón del Poeta


Un actor de calle que extravió su personaje

Por: Jesús Arenas / Desde Guayana, Venezuela



Anda por las calles desahuciado, vestido con ropas harapientas,
barbas largas y un hedor a sudor de marihuana con ron blanco;
Contando historias que jamás vivió o que los viajes de la droga le dejaba
como regalo de año nuevo.
Conserva sus obras en cajas de cartón, o las ha permutado
Por un porro o tres cervezas frías. Mordiendo panes duros mojados con
Agua de los parques públicos. Nadie lo quiere mirar, ni lo ayuda aquel
Devoto que sale de su templo perfumado, creyéndose libre de pecado
Él se cree un Van Gogh en su “Noche Estrellada” porque ebrio había
Pintado gratis toda una pléyade de luceros mentales para un aristócrata.
Su fuerte es la actuación, la pintura solo un pasatiempo.
Un hermano se lo llevó a la capital contratado para una obra teatral,
Pero cuando lo entregó a la policía lo denuncio por demente. Tres años
pasó bajo la psiquiatría y las inyectadoras del reformatorio entre locos.
Le dieron de alta porque se había agotado el presupuesto del gobierno;
Y volvió a las calles donde sus amigos lo esperaban con abundante licor;
Cuando la madre lo quiso recoger le faltaban fuerzas para sostenerlo.
Su padre murió solo en el cuarto sin molestar a nadie, en silencio como
Había vivido llorando la pena de su hijo.
Hoy lo vi en el terminal de pasajeros con una tabla pintada de negro y un
Dibujo del puente Orinoco. Soñando que representaría a Gloucester frente
Al Rey León. Cuando le largué un billete lo rechazó diciendo: Gracias amigo
pero el mejor obsequio que me has dado es el no desconocerme, haberme
saludado y dar tu bendición a mi presencia.

No hay comentarios:

'; (function() { var dsq = document.createElement('script'); dsq.type = 'text/javascript'; dsq.async = true; dsq.src = '//' + disqus_shortname + '.disqus.com/embed.js'; (document.getElementsByTagName('head')[0] || document.getElementsByTagName('body')[0]).appendChild(dsq); })();
Con la tecnología de Blogger.