No hay que buscar tanto (sobre el proceso creativo)


Por: Fermina Ponce*


En más de una ocasión me han preguntado sobre el proceso creativo, sobre los versos que termino hilando en medio de un fortuito delirio. Y en más de una ocasión después de escuchar, me quedo en silencio y conmigo para para poder capturar al numen de ese instante. ¡Vaya intento fallido!, no hay que buscar tanto, la poesía está en el día a día, en lo cotidiano, en la vida que nos pasa y a veces de largo.

La poesía se anida en el taburete que se quedó sentado esperando una mañana, en el hombre que pintaron con un Lorca en su cara, en el collar de pepitas rojas que arrancó el silencio de la garganta, cuando el dolor se cansó de tanto que tenía que decir; en el grosor de una cintura que me recuerda a las muchas mujeres que dejarían de comer si se vieran en ella, en la luna que sangra así no esté roja, en los zapatos de flamenco que se llenaron de olvido, en el espacio de tu verso y el mío.

No hay que buscar tanto, creo que me sigo esforzando demasiado y me falta simplificar mi óptica de lo simple. Neruda descubrió con tanta grandeza la cotidianidad. La encontró en una manzana, en un libro, en una semilla y eso no es fácil, porque nos volvemos ciegos ante tanta belleza y vemos tanta suciedad.

Ahí está el mundo de la poesía.



*Fermina Ponce. Poeta, autora de los poemarios Al desnudo y Mar de (L)una.

No hay comentarios:

'; (function() { var dsq = document.createElement('script'); dsq.type = 'text/javascript'; dsq.async = true; dsq.src = '//' + disqus_shortname + '.disqus.com/embed.js'; (document.getElementsByTagName('head')[0] || document.getElementsByTagName('body')[0]).appendChild(dsq); })();
Con la tecnología de Blogger.