El Rincón del Poeta

Ardían el país y un cineasta contemporáneo mientras 
Roser Amills Bibiloni

precisa labor dignificadora discurríamos 
paso de los siglos sobre si nos quedaría algo 
de la dicha que todo lo cura, del amor ajeno, 
de las formas, halagos, pequeñas mezquindades, atraíamos nubes de café con leche para disolvernos, 
nos mantuvimos fuera de cuadro sobrepasados 
simuladores de envíos, timadores 
por cuanto nos esquivó de cada silla aquella tarde 
mientras hacíamos inventario mirada perdida 
de los camareros que parece que trabajan 
pero tienen ganas de subirse a las mesas a bailar.

No hay comentarios.

Con tecnología de Blogger.